lunes, 19 de diciembre de 2011

Fe



Y si sólo
tan sólo una palabra
habiéndose sin verbo, antes de ti y de mí,
luz que huye
como nombrándose en todo vacío.

Algo que pide
dejar en la vida algo de lluvia,
hacer del aire que respiras algo digno de atravesar el silencio
amor o música, caricia única
verdad que quede en otro cuerpo.

Fe,
una fe tan humana
que haga falta todo un Dios para entenderla.